Un día en Hangzhou, paraíso en la Tierra

Un antiguo refrán chino reza “El paraiso está en el cielo y en la tierra están Suzhou y Hangzhou”. De Suzhou ya os hablamos hace poco en el blog y hoy le toca el turno a su compañera en tan poético alago del refranero chino. Puede sonar algo exagerado a primeras pero como veréis hace justicia a una ciudad que ha sabido conservar su mayor tesoro, el lago del Oeste. Además de otros sitios de gran interés como la Pagoda Leifeng o el templo Linying. Acompáñanos en esta nueva entrada para conocer lo que puedes ver en un día en Hangzhou, paraíso en la Tierra.

El lago del Oeste de Hangzhou

Un recorrido por el lago del Oeste,Patrimonio de la Humanidad de UNESCO desde 2011, es una experiencia única que solo ofrece Hangzhou. Disfrutarás de una perfecta fusión entre la naturaleza, la arquitectura y las manos del hombre en cuyas orillas e islas artificiales se sucede los templos pabellones, pagodas, jardines y muchos edificios históricos. El Lago del Oeste ha influido a muchos poetas y pintores a lo largo de los siglos así como en el diseño de jardines en el resto de China

El Lago del Oeste tiene una superficie aproximada de 6 km cuadrados y recorrerlo en bici, lo mas recomendable, os puede llevar medio día, pues durante sus mas de 10 km de orillas, caminos y puentes os encontraréis maravillas como la Fuente del Tigre, el Pozo del Dragón o la Fuente de Jade, ya sabéis los nombres que ponen estos chinos… La Colina Solitaria es el mayor islote del lago, está conectada con el dique de Bai Juyi; un largo camino que discurre por el oeste del lago y lleno de sauces y pequeños puentes. El mausoleo del General Yue Fei es también una atracción muy popular, sobre todo entre los turistas Chinos

Hangzhou que ver Lago del Oeste

Pagoda Leifeng

La pagoda Leifeng fur construida en el siglo X, para celebrar el nacimiento del hijo del Rey Qian Chu con su concubina favorita, Huang Fei 2. Situada en la orilla sur del lago, cuenta con base octogonal y siete pisos de altura, desde donde las vistas del lago y la ciudad son privilegiadas.

Templo Linying

El templo Linying es una enorme recinto religioso construido en una ladera. a lo largo del ascenso descubrirás decenas de pabellones, pagodas y jardines que surgen entre nubes de incienso prendido por los fieles. Las laderas de la montaña están repletas de tallas budistas, 470 en total, de los siglos X al XIV. Cerca de las tallas discurren caminos para disfrutarlas de cerca. La más famosa de todas es la del Buda que ríe.

Pagoda de las 6 armonias

Esta enorme pagoda se encuentra a las afueras de la ciudad cerca de la ribera de río Qiantang. Fue construida originalmente en el año 970 d.C. Su forma es también octogonal y cuenta con una altura de casi 60 metros de alto, con siete pisos interiores aunque desde fuera la construcción aparenta tener 13 pisos. Hay una escalera espiral que lleva al piso superior y en cada uno de los siete techos se pueden observar pinturas y figuras talladas que representan animales, flores, aves y personajes históricos.

 

El rio Qiantiang

Este río es famoso porque en el se da un curioso efecto,y es que con la subida de la Marea, una ola procedente del mar remonta el río y puede llegar a los 9 metros de altura y viajar a 40 km/h hacia el nacimiento del río.

 

Y esto es solo una breve muestra de lo que puedes ver en un día en Hangzhou, una ciudad privilegiada gracias al lago del Oeste, un oasis de belleza y paz que combina a la perfección la naturaleza, el paisajismo y la arquitectura China.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Leer entrada anterior
Qué ver en Suzhou. Un día en la Venecia china

Suzhou, la conocida como Venecia del Este, según palabras del mismísimo Marco Polo. Es un ciudad que conserva un centro histórico...

Cerrar